10 consejos para sobrevivir a los antojos del embarazo

La pequeña panza se empieza a notar y el hambre se hace insoportable, quieres comer a todas horas y es cuando te enfrentas a los terribles antojos del embarazo.

los-antojos-durante-embarazo_FotorDecían las abuelitas que sí tus antojos son dulces es porque tendrás una niña y sí tus antojos son salados tendrás un niño y en mi caso así fue, tenía antojo de papitas y verdura con limón y chile. Mis antojos eran normales y en horas normales, nunca mandé a mi marido a  media noche por una dona de chocolate, aunque he de reconocer que diario iba por mi refrescante litro de agua de lima, ¡lo recuerdo con tanta alegría!

Los antojos son los verdaderos culpables de la subida de peso en exceso durante el embarazo, así que mucho ojo con ellos, ya que después te arrepentirás no solo porque te resultará difícil rebajar los kilitos de más, sino porque tu alimentación durante el embarazo se reflejará en la calidad de la leche que produzcas y la salud del bebé.

Hoy en día los doctores y profesionales recomiendan aumentar un promedio de 9 a 11 kilos durante el embarazo, un verdadero reto, sobre todo en los últimos meses cuando subes de peso sólo por respirar. Pero créanme que no sólo es posible, sino muy sano tanto para el bebé como para tu cuerpo aumentar sólo el peso recomendado, ya que te encontrarás en forma durante el embarazo, tendrás un parto más fácil y una recuperación más rápida.

Sí controlas esos antojos te puedo asegurar que para la cita de los 40 días te podrás poner tus jeans favoritos.

Aquí te dejo algunos consejos para que tus antojos se vuelvan nutritivos para ti y tú bebé:

  • Sí sueñas con papitas y cacahuates japoneses con chile y limón, te recomiendo que los sustituyas por verduras como jícama, zanahoria, apio y pepino, puedes hacer una ensalada y agregarles un puñado de cacahuates para que no te pierdas del antojo.
  • Trata de evitar las frituras, pero si te resulta muy difícil, puedes sustituir las papitas tradicionales por papas de plátano, betabel y zanahoria.
  • Los pistaches, cacahuates, almendras, nueces y frutos secos son una buena alternativa para los antojos salados, además de excelentes fuentes de vitamina.
  • Si eres amante de la pizza, los sandwiches o cualquier cosa entre panes, asegúrate de que el pan sea delgado y que el relleno contenga muchas verduras, acompaña siempre con una ensalada para tener un comida equilibrada y completa.
  • Evita las comidas rápidas en esta etapa, están llenas de grasas saturadas y son bajas en nutrientes para tu bebé; sí tu antojo es de hamburguesa, trata de que sea carne de buena calidad y el pan más delgado. Papas al horno siempre serán mejores que las papas fritas.
  • Sustituye el helado tradicional por helado de yogurt preferentemente bajo en calorías.
  • Ten a la mano paletas heladas de fruta y yogurt.
  • Fresas o plátanos con crema y azúcar serán una mejor alternativa que rebanadas enormes de pastel.
  • Un pan con mantequilla de cacahuate es mucho más nutritivo que una dona glaseada y unas galletas con chispas de chocolate.
  • Procura incluir en todas tus comidas alimentos ricos en grasas insaturadas -grasas monoinsaturadas y poliinsaturadas- como lo son las nueces, el aguacate, el salmón, el atún, las sardinas y los aceites naturales en general.

De vez en cuando date tu lujo y cómete lo que quieras, pero no lo hagas un hábito, ya que esto estará muy lejos de nutrir a tu bebé y muy cerca de acabar con varios kilos de más.

Gracias por leerme y compartir conmigo sus comentarios. Síganos en Facebook, Twitter e Instagram.

signature7a

 

Arancha Durán

Arancha Durán

Turistóloga por profesión pero viajera de corazón. Esposa y mamá primeriza, soñadora incansable, ferviente creyente del karma “eres lo que haces, eres lo que piensas”. Amante de la moda “low cost” y decoración “vintage”. Sin lugar a duda la palabra Amor encabeza mi vocabulario.
Arancha Durán

Latest posts by Arancha Durán (see all)

Nails Bar, lo nuevo en cuidado y arreglo de uñas
En busca de las mejores cafeterías del D.F: Buna 42

Deja un comentario