6 Tipos de viajeros que son los peores acompañantes

Viajar es un placer, siempre y cuando lo hagas con las personas indicadas y estos 6 tipos de viajeros son capaces de amargarle un viaje a cualquiera. Descubre si tu eres uno de ellos.

Usualmente las personas no viajan solas, pero viajar con alguien es determinante para una relación familiar, de amistad o de pareja. Un viaje puede hacer que te unas más a una persona o que no quieras volver a saber de ella.

Aquí te platico sobre algunos tipos de viajeros que son los peores acompañantes que podrías tener:

 El Complaciente:

Aunque es un hecho que cuando viajas con alguien tienes que ceder en tiempo y acoplar actividades para que todos disfruten y se diviertan, pero este tipo de persona dice si a todo, todo el tiempo y cuando algo no le gusta termina echándotelo en cara. Si no te parece algo es mejor decirlo antes de convertir una aventura en un viaje amargo.

6 Tipos de Viajeros

 El Fotógrafo:

Todos queremos fabulosos recuerdo plasmados en imágenes para poder recordarlos más tarde o enseñárselo a otras personas. Pero si no trabajas para NATGEO, entonces creo que deberías de ser un poco considerado con el tiempo de los demás y no pasar horas buscando el ángulo perfecto de hasta el último detalle de un lugar.

6 Tipos de Viajeros

 El Quejos:

A todo le hace “fuchi”, absolutamente a todo, ya sea la comida, el hotel, el transporte, caminar, incluso el destino en si. Es un hecho que las expectativas del viaje o del lugar eran tan grandes, que se termina desilusionando y puede terminar arruinando el viaje de los demás. Al final, tú no sabes que está pensando o cuanto estén disfrutando los demás el viaje y es mejor respetar. Si eres este tipo de viajero es mejor que tomes una buena actitud y ya que estás ahí, aproveches al máximo y encuentres una vía de escape que no sea quejarte de todo.

6 Tipos de Viajeros

 El Retrasado:

Siempre es el último en estar a tiempo, el último en terminar de comer, el último en todo y esto hace que todos lo esperen y, por lo mismo, todo se retrasa o incluso hace que no se cumplan ciertas actividades, porque nunca llegan a tiempo. Esta bien que las personas a tu alrededor te quieran y te tengan paciencia, pero recuerda que posiblemente solo tengan una sola oportunidad durante el viaje para muchas cosas.

6 Tipos de Viajeros

 El Codo:

 Si viajar no es algo económico, tampoco se trata de tirar la casa por la ventana, pero el tratar de ajustarse a un presupuesto exacto y vivir haciendo cuentas, puede ser demasiado irritante para los demás, ya que si en la vida no salen las cosas como las planeamos, en un viaje tampoco.

Así que tienes dos opciones, ahorrar más antes del viaje para imprevistos o trabajar horas extras para pagar las tarjetas.

6 Tipos de Viajeros

 El inflexible

Tiene un itinerario exacto de todo lo que quiere y no quiere hacer. Cuando viajas en grupo cumplir esto es casi imposible, aunque es bueno tener una idea de lo que quieres hacer, tienes que entender que no todo en la vida es un itinerario.

6 Tipos de Viajeros

Si eres todo esto junto, lo mejor es que viajes solo.

Recuerda que un viaje siempre es por placer y si es con amigos o gente que quieres, recuerda que son de las pocas actividades que podrán hacer juntos debido a la rutina.

La vida es una montaña rusa, disfrútala

La vida es como una montaña rusa en la que hay que disfrutar las subidas, las bajadas, el vacío en el estómago, las mariposas, las ganas de vomitar, las risas y las lágrimas. Muchas veces la vida misma te sigue poniendo recuerdos para aprender a vivir con ellos sin importar si son buenos o malos.

La vida es una montaña rusa, disfrútala

Ilustración tomada de Pinterest

No sé si les ha pasado que piensan que tienen una situación súper dominada; es más, superada, pero cuando se topan con la lección, la persona, la vivencia, de frente una vez más se dan cuenta que su corazón se apachurra o se emociona de nuevo y no está tan bajo control como creían. Bueno pues ayer me pasó algo parecido y lo único que puedo decirles es que en esta vida nos toca asumir las cosas.

Me di cuenta de que nada se va para siempre. Que aún cuando alguien muere deja algo en este plano para ser recordado por quienes lo hayan amado. Que los recuerdos y los malos sabores de boca siempre van a dejar algo en ti. Sin embargo, es parte de el aprendizaje de vivir a corazón abierto.

Cuando este tipo de situaciones se hagan presentes en tu vida, vívelas. Cuando sientas que tu corazón se acelera por el simple hecho de recordar algo o ver a alguien, siéntelo; date la oportunidad de sincronizarte con tus latidos, con tus emociones. Cuando vives con el corazón abierto, se siente y se siente mucho.

Solo me resta decir que no debemos limitar lo que sentimos, todo es un reflejo de nosotros mismos, de nuestras desiciones y acciones. Si de repente nos llegan dudas de porqué nos están pasando ciertas cosas, lo mejor es echarnos un viaje hacia dentro y reconocer las respuestas que ya sabemos, pero que no nos permitimos aceptar.

La vida es una montaña rusa, disfrútala

Foto de https://www.facebook.com/pauladuro

Gracias infinitas por leerme. Vive aquí y ahora. No olvides sonreír que tu sonrisa tiene poder. Ya sabes que soy de esas ridículas empedernidas y que me gusta estar en contacto contigo, no olvides seguirme en mis redes sociales y llenarme de amor bonito. Si quieres colaborar con nosotras escríbeme a briziaha@gmail.com besitos tronados, porque me gusta que suenen. ¡Chaobai!

7 pasos para prevenir la diabetes

Si alguien en tu familia tiene diabetes, no importa que tan joven seas, tus probabilidades de padecerla son más altas que las del resto de la población y es momento de que tomes medidas preventivas.

7 pasos para prevenir la diabetes

Imagen tomada de www.dietdoctor.com

Después de varias semanas de ver a mi papá un poco decaído, sintiéndose débil y con mal semblante, decidimos llevarlo a rastras al doctor, como buen hombre, eso de las visitas médicas no le gusta ni tantito. Después de una estancia en el hospital y varios análisis, fue diagnosticado con diabetes tipo 2, y entonces todo tuvo sentido.

La diabetes tipo 2 es la forma más común de diabetes y se debe a que el cuerpo no produce suficiente insulina o las células no hacen uso de la insulina adecuadamente. Esto se conoce como resistencia a la insulina… Cuando la glucosa se acumula en la sangre en vez de ingresar a las células, puede producir dos problemas:

  • Las células pueden quedarse sin energía
  • Con el tiempo, los altos niveles de glucosa pueden causarle daño en los ojos, riñones, nervios y corazón.

American Diabetes Association.

El golpe fue duro para todos y especialmente para mi papá, que por fin comprendió la importancia de una alimentación balanceada, así que ahora ya no soy víctima de bullying familiar por estar chinchando con que no es bueno comer harinas blancas, ni bebidas endulzadas, ni por mi hábito de revisar la información de cada producto.

En muchos casos, este tipo de diabetes se controla a través de medicina que se administra vía oral y buenos hábitos. La dieta de mi papá se convirtió en la nueva dieta familiar y ahora todos nos hemos dedicado a investigar sobre este padecimiento, cómo controlarlo y, en mi caso, cómo prevenirlo también.

Entre mis investigaciones, descubrí que los principales factores de riesgo de la diabetes tipo 2 es la predisposición genética y sí, los malos hábitos. Como hija de un diabético que fue diagnosticado después de los 50 años, mi probabilidad de padecer diabetes es 1 de 13 en comparación con el resto de la población.

Para quienes son hijos de personas con este tipo de diabetes que fueron diagnosticados antes de los 50 años, su probabilidad es 1 de 7. Si tanto tu mamá como tu papá la tienen, tu probabilidad es 1 de 2. Para quienes tienen tipos poco comunes de diabetes tipo 2 como la diabetes juvenil de comienzo tardío, la probabilidad para sus hijos también es 1 de 2.

El simple hecho de que alguien de nuestra familia directa la padezca ya es un factor de riesgo. Y si a eso le sumamos una herencia de malos hábitos alimenticios y falta de actividad física, tenemos una mezcla perfecta para terminar padeciendo diabetes.

Con un antecedente familiar es suficiente para tomar cartas en el asunto. Puede ser que a estas alturas del partido, no te hayas tomado muy en serio la probabilidad de padecer diabetes y es normal. Siendo jóvenes -y no tan jóvenes en realidad- nos sentimos inmortales y creemos que todo ese rollo de las enfermedades hereditarias esta demasiado lejos, pero la verdad es que no lo está tanto y entre más pronto seamos consientes de nuestra predisposición genética y hagamos pequeños cambios en nuestra vida, más reduciremos nuestras probabilidades.

A diferencia de nuestros padres y abuelos, nosotros tenemos un sin numero de información disponible que podemos usar en nuestro favor. No se trata de volvernos unos obsesivos y paniquearnos con el tema, se trata de cuidarnos y pensar en nuestra salud a largo plazo.

  1. Come bien:

    Esto de la alimentación balanceada es algo que todos debemos procurar, tengamos o no una predisposición diabética y  no es tan difícil de lograr, solo debemos procurar consumir la cantidad recomendada de hidratos de carbono, proteína, verduras y frutas en cada una de nuestras comidas.

  2. Rompe el ayuno a tiempo:

    Es importante no pasar más de media hora después de levantarnos sin comer algo y debemos cuidar que el alimento con el que cortemos el ayuno no contenga nada de azúcar, proteína y fibra es lo más recomendable.

  3. Bye bye refrescos:

    Estas bebidas no son recomendadas para nadie y menos para nosotros, así que debemos evitarlos lo más posible. Un vaso pequeño de vez en cuando no esta mal, pero nada de tomarlos diario. De preferencia, es mejor evitar cualquier tipo de bebida envasada endulzada como jugos, tés y bebidas deportivas.

  4. Ciao harinas refinadas:

    Debemos cambiar los productos hechos a base de harinas blancas y sustituirlos por productos integrales o de granos enteros. Entre menos azúcar y grasa, es mejor.

  5. Muévete:

    La mejor forma de controlar y prevenir la diabetes es haciendo ejercicio. Hacer sesiones de cualquier ejercicio cardiovascular 2 o 3 veces por semanas es una excelente manera de mantener a raya los niveles de azúcar y controlar el buen funcionamiento de la insulina en nuestro cuerpo.

  6. Evita el azúcar:

    Puedes usar el sustituto o endulzan natural que prefieras, pero debes tener en cuenta que abusar de ellos puede ser tan contraproducente como consumir azúcar, así que, lo mejor es consumirlos de vez en cuando y acostumbrarnos a tomar nuestro café mañanero sin azúcar. Si cada día le hechas un poquito menos, cuando menos cuenta te des, lo estarás tomando sin azúcar.

  7. Mide tu azúcar:

    No debes hacerlo diario, pero hacerlo cada 3 o 6 meses es una excelente forma de conocer como están tus niveles de azúcar y de controlar cualquier anomalía que pueda presentarse.

Yo he comenzado hacer cambios de a poquitos y no me ha resultado tan complicado, de hecho, por primera vez en mi vida, siento que mi alimentación tiene un sentido mucho más profundo que el simple hecho de mantener la línea y eso, creanme, es una motivación mayor.

Una boda por planear: el menú, las flores y el mobiliario

Una boda no es real hasta que pruebas la comida que servirás, las flores que adornarán y los muebles que vestirán.

Foto tomada de Pinterest.com

Hace ya casi un año cuando empezamos a planear la boda; la degustación, las flores y el diseño de la boda era algo que se veía muy muy lejos. Según lo que había leído en varios lugares, esto casi siempre es lo último que se escoge.

Hace un par de semana, cuando pensé que la planeación de la boda estaba en stan by, recibí un mail de Dani, mi coordinadora de evento, en el cual me daba una de las noticias más emocionantes. ¡Teníamos fecha para la degustación!

Después de acordar hora, me mandó un gran menú de entradas, sopas, platos fuertes de res, platos fuertes de pollo, platos fuertes de pescado, guarniciones y postres; además de una solicitud de referencias de lo que quería para los centros de mesa, todo fue bastante abrumador.

En ese momento me di cuenta que elegir el menú de la boda, no sería tan sencillo como pensaba. Se imaginan darles gusto a 250 personas, pensar en los gustos y necesidades de cada uno de sus invitados, parecía una tarea imposible.

No les voy a mentir, ese menú lo ignore una semana entera ya que con solo pensar en él, el estómago se me revolvía y me daba el estrés que no sentía desde meses atrás.

Con la ayuda de Jacobo, mi suegra, mis papás y unos cuantos amigos colados, logré escoger 2 entradas, 2 sopas, 3 platos fuertes y 3 postres para que con suerte de toda esa comida saliera el menú que se serviría el día de uno de los días más esperados de mi vida.

El domingo 26 de febrero nos dimos cita para degustar toda esa comida que había ordenado. Al llegar me topé con la sorpresa de que no solo comeríamos, sino que también ese mismo día decidiríamos sobre todo el mobiliario de la boda y las flores que adornarían cada espacio y rincón.

Los que me conocen saben que si me gusta algo no dudo dos veces en escogerlo, por lo que estas tareas se hicieron bastantes sencillas. No soy experta pero si les puedo dar algunos consejos que aprendí ese día.

Menú

  • no te estreses, nunca vas a poder darle gusto de todos tus invitados
  • 3 tiempos son más que suficiente, más de esto será un desperdicio
  • al elegir el menú, ten en cuenta el clima de la boda. Si es de día y en un lugar templado, busca cosas frescas
  • ten en cuenta que una crema o sopa puede ser muy pesada como primer tiempo
  • siempre elige las opciones que más gusten a la hora de degustar
  • elige lo sencillo
  • siempre ten en mente a los niños. Pregunta por el menú infantil para ahorrarte algo de dinero
  • pregunta si puedes elegir 50% y 50% de cada tiempo, esto le dará opción de compartir o intercambiar a tus invitados
  • siempre busca una opción vegetariana o que no tenga carne roja, no todo mundo la come
  • a la gente no le gusta sentirse pesado, busca opciones ligeras pero sustanciosas
  • siempre asegúrate que lo que te sirvan en la degustación, sea lo mismo que te sirvan el día del evento
  • si uno de los novios, papás o hermano tiene alguna alergia o problema para comer una u otra cosa, habla con el chef para que les prepare algo especial

Mobiliario

  • siempre pide ver fotos, nunca supongas
  • las mesas alargadas o cuadradas pueden ser la mejor opción para grupos grandes
  • si te lo ofrecen, juega con los colores y formas de los muebles, le dará un look interesante al lugar
  • si no te gusta algo, dilo. Nunca te quedes callado.
  • siempre busca la comodidad de tus invitados tanto en la ceremonia como en el banquete
  • la mesa de los novios debe ser cómoda y práctica
  • si tienes referencias, muéstralas siempre serán una gran guía para los proveedores
  • muéstrale la paleta de colores de la boda a los proveedores, siempre podrán ofrecerte algo interesante

Flores

  • no asumas que todo está incluido, normalmente los banquetes solo incluyen los centros de mesa; si quieres algo aparte, píde que te lo coticen
  • si vas a cotizar coronas, ramos, ramilletes para los pajes o el cortejo, cotízalo con el mismo florista de la boda para que todo tenga el mismo diseño y te salga más barato
  • si no te gusta un color o una flor en particular, dilo. Es tu boda
  • busca que los centros de mesa sean un adorno y no un estorbo para tus invitados
  • juega con el tamaño de los centros de mesa según el tipo de mesa
  • las luces de vela hacen que las mesas se vean mucho más lindas y cálidas
  • en el 2017 viene muy de moda el follaje, las hojas verdes, aprovecha que no es tan caro
  • si necesitas pétalos adicionales, pídeselos al florista. No gastes doble
  • ten en cuenta el clima y el espacio de la recepción y ceremonia, así podrás elegir flores que duren todo el evento.

A pesar de que fue un día mucho más largo y pesado de lo que creí, hicimos un gran progreso, elegimos el mobiliario que más refleja la boda que queremos, escogimos las flores y arreglos más lindos; y elegimos la comida que esperamos que nuestros invitados disfruten tanto como nosotros.

Por primera vez pude visualizar el lugar, las flores, las mesas, la vajilla, la comida para ese día; todo esto hizo que esta boda y esta celebración se hiciera más real.  Por primera vez me cayó el veinte de que en tres meses me caso.

A tres meses de la boda, les puedo decir que ahora si ya está casi todo listo para el gran día.

Una vez más, muchas gracias por leernos. Si tienes algún comentario al respecto, no dudes en contactarnos; si tienes preguntas escribe en los comentarios.

No olvides seguirnos en Facebook, Twitter e Instagram.

A %d blogueros les gusta esto: