El sexo, una buena razón entre los millennials para viajar

El sexo es una de los principales motivadores de los millennials para gastar una buena parte de sus ingresos en recorrer el mundo.

El sexo, una buena razón para viajar entre los millennials

Un aspecto importante para los millennials es viajar frecuentemente viviendo todo tipo de experiencias. Europa es el destino favorito de los jóvenes mexicanos, los europeos prefieren ir a Tailandia, Latinoamérica y Croacia, en tanto los millennials asiáticos y australianos prefieren ir a Indonesia, Japón y Estados Unidos.

Al viajar por destinos exóticos, paradisiacos y con excelente vida nocturna, el sexo sin ataduras es recurrente y en muchas de las ocasiones, los viajeros han expresado que los encuentros son significativamente mejores que aquellos que se tienen en “casa”, muy probablemente por la emoción de que es algo pasajero y no tienen ninguna expectativa más allá de una noche divertida.

Según un reconocido conglomerado Hotelero con sucursales alrededor del mundo, indicó que, sorpresivamente, los viajeros que tienen más relaciones sexuales tienen más de 30 años, después están los que tienen de 25 a 30 años y finalmente los de 18 a 25 años. El mismo estudio reveló que las nacionalidades más exitosas al momento de ligar y llegar a “tercera base” son:

  1. Australianos

  2. Ingleses

  3. Estadounidenses

  4. Brasileños

  5. Franceses

  6. Japoneses

  7. Españoles

(15.) México

Como podemos observar, únicamente hay un país asiático y pocos latinoamericanos dentro de los primeros lugares, probablemente por una postura más tradicional en sus sociedades. En últimos años han aumentado los casos de japoneses(as), que viajan al extranjero con el exclusivo propósito de sostener relaciones amorosas, ya que en Japón no es bien visto tener una vida sexual activa fuera de una relación aún en el 2017.

En el caso de los mexicanos, existe un fenómeno muy interesante, ya que quienes viajan a Europa suelen tener más éxito que los van a EUA y Canadá, esto presumiblemente se debe a que las percepciones raciales en dichas regiones del mundo son totalmente diferentes, en el viejo continente somos exóticos, pero en EUA somos percibidos de manera no tan positiva.

Una encuesta realizada por una prestigiosa Universidad en Alemania señaló los destinos más “sexuales” para recién graduados y adultos jóvenes en el 2016 y estos fueron los mejores:

  1. Tailandia

  2. España

  3. Estados Unidos

  4. Indonesia

  5. Emiratos Árabes Unidos

  6. Brasil

  7. México

Es importante no quedar atrapado(a) y pensar solamente en los lugares tradicionales para ligar, como bares y antros, actualmente es más fácil concretar una cita casual gracias a aplicaciones como Tinder, JustDating y Happn sin la presión de cómo romper el hielo, así que ¡a disfrutar de unas vacaciones “memorables”!

Tus pensamientos crean tu realidad

Tu vida puede resultar muy predecible, aburrida, fastidiosa o monótona si tu forma de pensar no cambia. Vives lo que piensas; la realidad es creada por el pensamiento. Si sigues pensando igual aún con el paso del tiempo, (pueden ser horas simplemente) tu conciencia se vuelve predecible; por lo tanto, te estancas.

En estos meses me he dado cuenta de algunos patrones que se convirtieron en mi casa, esta zona de confort que se vuelve una respuesta instantánea a ciertas acciones, comentarios etc. Estos patrones de comportamiento no siempre son la mejor forma de responder, pero sí la más cómoda y la más segura.

Imagen tomada de Pinterest

No se si ustedes han sido conscientes de que cuando nos pasa algo que ya hemos experimentado con anterioridad (nos enojamos, no nos sentimos cómodos, nos enamoramos, frustramos, estamos alegres) tendemos a reaccionar con las acciones con las que nos sentimos seguros. Algunas veces esto significa  que no aprendemos las lecciones que la vida nos pone en cada acto. No comprendemos que nuestra respuesta es la forma de crear la realidad que estamos viviendo y que queremos vivir.

Alguien que no trabaja en si mismo se mueve bajo estos patrones que se convierten en su casa. Cuando me di cuenta de que yo era ese alguien, me pregunté: ¿realmente quiero seguir haciendo de este patrón mi casa? ¿Esto es lo que quiero crear, vivir una y otra vez?

Al darme cuenta que vivir de esa manera no tiene sentido, me he dedicado a abrir mi corazón y seguirlo hacia el cambio. Reconectarme con mi propósito y serle fiel, dejar atrás el ego y actuar con base en el camino que quiero seguir recorriendo, vibrando y sintiendo.

Imagen tomada de Pinterest

Expande tu realidad, vive con intensidad cada segundo y cada emoción. Comprométete contigo, no con lo que los demás esperan de ti. ¿Que esperaría tu yo de la infancia de ti? ¿Estás cumpliendo tus sueños o estás viviendo a través de alguien más? Te sugiero que seas honesto contigo mismo para no caer en la trampa de la edad. Que identifiques estos patrones que han creado la realidad que te encuentras viviendo y si no es lo que quieres, cámbialos. Sal de tu “casa” y vuelve aquellos patrones que te van a llevar directo a la luz,  a cumplir tu propósito en este planeta tu hogar.

Imagen tomada de Pinterest

Gracias infinitas por leerme. Vive aquí y ahora. No olvides sonreír que tu sonrisa tiene poder. Ya sabes que soy de esas ridículas empedernidas y que me gusta estar en contacto contigo, no olvides seguirme en mis redes sociales y llenarme de amor bonito. Si quieres colaborar con nosotras escríbeme a briziaha@gmail.com besitos tronados, porque me gusta que suenen. ¡Chaobai!

Dress Code para bodas de día en Cuernavaca y sus alrededores

 Que si y que no llevar puesto para una boda de día en un lugar caluroso.

Dress Code Boda Cuernavaca

Imagen de Pinterest

Este año ha sido de bodas y obvio yo soy la más feliz porque la onda de la bodas me fascina, me encanta ver cómo en una sociedad que ha perdido la empatía casi por completo y es cada vez más insensible, se siga celebrando el amor. Ya sé que soy re cursi, pero pues ni que hacerle…

3 de las 4 bodas a las que he sido requerida este año, han sido de día y en Cuernavaca o sus alrededores, una de las locaciones favoritas de los novios chilangos por la cercanía a la ciudad, sin dejar de ser un destino vacacional y por los increíbles escenarios que se pueden encontrar.

Elegir el estado de Morelos para una boda es un acierto absoluto, pero, como todo en la vida, tiene un inconveniente: muchos invitados no saben cómo vestirse.

Por alguna extraña razón, cuando la gente sabe que una boda es día, y más aún si es en Cuernavaca o en algún lugar caluroso, automáticamente piensan que el vestuario no es importante y que cualquier cosa se va a ver bien porque el evento no es formal ni elegante.

Y de pronto, llegas a una boda en la que se notan los meses de esfuerzo y plantación de los novios, lugares increíbles, decoraciones espectaculares, menús super fancy, detalles perfectamente cuidados, novios elegantes y … un montón de invitados pésimamente vestidos.

Hombres que creyeron que ir en jeans y tenis era una buena idea, invitadas que se aparecen en vestidos súper casuales que usan para ir por un café y que les has visto mil veces o, peor aún, en vestidos con los que irían a un antro en Acapulco.

Una boda es un evento especial sea donde sea y a la hora que sea, y por respeto a quienes se tomaron la molestia de invitarnos, debemos informarnos sobre el código de vestimenta y respetar el protocolo, que además no es muy difícil.

Por lo general, el código de vestimenta para una boda de día, incluso en lugares calurosos, es formal, lo cual significa que debes echarle ganitas a tu arreglo personal y a tu vestuario, lo que no necesariamente implica gastar una fortuna, puedes usar algo que ya tengas, siempre y cuando cumpla con lo que el código formal significa.

 Invitadas:

  • Deben ir de vestido corto y formal, nada de mini vestidos ni de vestidos casuales que te compraste para tus vacaciones en la playa y crees que por ponerle unos tacones ya se ve elegante.
  • Puedes usar vestidos largos, siempre y cuando sean de telas frescas, ligeras y vaporosas, sin dejar de ser elegantes. Cuida que no sea de lycra y que la calidad de la tela sea buena, de lo contrario, parecerá más un complemento del traje de baño que un vestido para boda.
  • Olvídate de los vestidos largos de etiqueta rigurosa, de telas pesadas, tornasoladas y con brillos.
  • Los jumpsuits, palazzos y maxi faldas son una gran opción, pero ojo, debes cuidar que la tela sea de buena calidad y el corte sea elegante.

  • Se pueden llevar zapatos cómodos sin necesidad de ir en flats y parecer oficinista. Deja las chanclas y los tenis para cuando ya estés muy entrada en la fiesta. Sandalias altas, cuñas y zapatos con tacón grueso son una excelente opción.
  • Los tocados a juego con el vestido como los que usan las royals son un acierto para darle un twist completo a tu outfit, siempre y cuando el tamaño no sea exagerado y vaya de acuerdo a tu cara y cuerpo.
  • Para la mujeres mayores, los atuendos de doble pieza con faldas y sacos al más puro estilo de la bodas del ¡HOLA! son una excelente opción. Es más, si necesitas inspiración para tu vestuario, echarle un vistazo a esta revista, puede ser de mucha ayuda.Dress Code Boda Cuernavaca
  • ¡NO TE VISTAS DE BLANCO! Es una regla básica que últimamente a las invitadas les encanta pasar por alto. Aunque el vestido sea corto y la boda sea en un lugar de calor, el blanco es el color de la novia, punto. Si la invitación no especifica que debas ir de blanco, hacerlo es una grosería y te expones a que alguna amiga de la novia te tire una copa de vino tinto encima y con mucha razón.

 Invitados:

  • Los hombres deben ir de pantalón de vestir, por ser de día pueden llevarlo claro y de preferencia debe ser de lino. Siempre será más elegante el pantalón obscuro, azul marino es una excelente opción.
  • La guayabera debe ser de manga larga y de preferencia con mancuernillas. Aunque sea un lugar caluroso, eviten llevar guayabera de manga corta, se ve muy informal.
  • Por lo general, se recomienda que lo zapatos sean de colores claros como café, beige o miel.
  • Sé que muchos hombres no se sienten cómodos con guayabera, si eres uno de ellos, puedes recurrir a un buen traje de lino.
  • Evita usar tus trajes de godín, sacos gruesos, zapatos brillosos y cinturones con hebillas enormes.
  • Por favor no vayas de esmoquin, es tan inadecuado ir súper fachoso como ir súper arreglado, el secreto está en seguir el código de vestimenta.
  • Por último, ¡compra la ropa de tu talla! Me he topado con invitados que no sólo se dan el lujo de llegar a las bodas con pantalones casuales o jeans ultra pegados, corbatín, sacos estampados, zapatos picudos y hasta tenis de papá dominguero, también llevan todo dos tallas más pequeño y se ven francamente ridículos.


Debemos entender que el hecho de que la boda sea de día y en un lugar caluroso no significa que podemos ir vestidos como si fuéramos a una carne asada a casa de un amigo.

Cuando la invitación dice “Formal” debemos entender el significado del término y no cambiarlo por “Casual”. Ir vestido de la forma correcta a una boda, es una muestra de respeto y agradecimiento hacia los novios por invitarnos a ser parte de su gran día.

Muchas gracias por seguirme, nos leemos por aquí pronto, ¡adioous!

El estado civil no es sinónimo de felicidad, pero tampoco de sufrimiento

Nuestro estado civil no determina la clase de persona que somos ni cuan felices o miserables seremos.

El estado civil no es sinónimo de felicidad, pero tampoco de sufrimiento

Solteras, en una relación, una casada y todas con la mejor actitud

No puedo decir que crecí escuchando que el único lugar de la mujer en el mundo es a lado de un hombre, que su trabajo mas importante es ser esposa y madre, ni que para ser una profesionista exitosa hay que renunciar a la familia. Al contrario, crecí en un ambiente que me enseñó que la felicidad va mucho más allá de un estado civil o de una profesión, crecí entre mujeres que fueron y son muchas cosas: mamás, esposas, profesionistas, amigas, emprendedoras… pero con el tiempo me di cuenta que no todas las mujeres habían tenido esa fortuna.

Mi Facebook se divide en dos clases de mujeres: “las solteras y felices” y “las enamoradas y felices”, no importa que tanta felicidad les provoque a ambos grupos su estado civil, lo importante en este caso es destacar como las mujeres le seguimos dando demasiada importancia a nuestro estado civil, que sigue siendo un constante punto de definición, como si fuera parte de nuestras características y personalidad: “estatura mediana, pelo negro, inteligente, carácter fuerte, soltera…”

Algunas mujeres se dedican a publicar una felicidad que probablemente no sienten con respecto a su estado civil por creer que la realización de una mujer solo está en ser soltera o estar en una relación. Y eso es lo que más me llama la atención, porque resulta que somos nosotras mismas las que nos limitamos.

Solemos creer que solo las mujeres solteras pueden realizarse como profesionistas y solo las que están en una relación pueden hacerlo como madres y mujeres, cuando lo cierto es que todo es posible. Se puede ser soltera y madre, se puede tener una pareja, tener hijos y ser una profesionista realizada. Cómo también existe la posibilidad de estar en una relación o estar soltera y no ser una mujer feliz y realizada.

El estado civil no es sinónimo de felicidad, pero tampoco de sufrimiento

No hay nada más bonito que mujeres celebrando la felicidad de otra mujer

Mientras las mujeres que estamos en una relación solemos pensar que las solteras no son felices solas y cualquier mal humor que tengan se lo adjudicamos a su soltería, las mujeres solteras (y miren que lo fui por mucho tiempo, así que lo se por experiencia) juran que todas las mujeres que están en una relación en el fondo son infelices y que solo están ahí por no sentirse solas, lo cual, por cierto, es completamente falso.

A lo que voy es simple, las mujeres nos hemos convertido en nuestros propios enemigos creando estereotipos sobre nuestra felicidad y nuestra realización. Ver nuestro estado civil como medio para identificar el tipo de mujer que somos y seremos, es patético.

Ni todas las solteras que se sienten orgullosas de ello están realmente felices por estarlo, ni todas están amargadas por no tener una pareja. Como no todas las mujeres en una relación son inmensamente felices, ni todas sufren amargamente. Hay mujeres felices en sus relaciones, felices en su soltería, tristes en su relación o tristes en su soltería porque el estado civil no es sinónimo de felicidad, pero tampoco de sufrimiento.

Ser felices o vivir sufriendo es una decisión de cada día que va mucho más allá de tener o no una pareja.

Dejemos de estereotiparnos, comencemos a aceptar las diferentes formas de felicidad que existen y concentrémonos en tomar las decisiones que a nosotros nos hagan felices sin importar lo que los demás crean u opinen.

A %d blogueros les gusta esto: